(Prelatura de Ayaviri, 17 de setiembre de 2013) Desde que a fines de agosto se hizo presente una ola de heladas y precipitaciones de nieve en las zonas alto andinas de Puno, Caritas Ayaviri inició una campaña de ayuda directa a las comunidades campesinas más afectadas de la Prelatura.

Un fenómeno fuera de tiempo es lo que remeció los medios de comunicación. En Puno, como en otras partes altas de la sierra del país, cayó nieve a fines del mes de agosto cubriendo los pastos naturales con una capa de al menos un metro de nieve. Las temperaturas descendieron a, aproximadamente, grados bajo cero. Algo totalmente fuera de lo común por las fechas y sus dimensiones, aunque no inusual en esta región del sur del país, acostumbrada a estos fenómenos de sorpresa.

Caritas Ayaviri se hizo presente en las comunidades más apartadas de la provincia de Carabaya. Usando su capital, Macusani, como centro de operaciones el personal de la Prelatura y las camionetas de Caritas se fueron desplazando hacia Ayapata, Ituata, Quichu, Crucero, Pichansani, Kaycani, Ccancolly y otras comunidades en que la gente había perdido casa y animales.

En lo que vienen siendo cuatro operativos intensivos de intervención se ha repartido grandes cantidades de ropa de abrigo, además de medicinas y alimento no perecible. Igualmente se vienen organizando Kits Veterinarios para proveer a las comunidades de remedios y vitaminas para los animales supervivientes, muchos de los cuales se encuentran enfermos. Normalmente para las personas de aquellos lugares remotos, sus pequeños hatos ganaderos o de alpacas son el único capital que poseen.

Gracias a la ayuda de personas e instituciones generosas se sigue ayudando a quienes luego de este fenómeno climático han quedado prácticamente desamparados.

Extraído de la página web de la Prelatura de Ayaviri (http://www.prelaturaayaviri.org/index.php?option=com_content&task=view&id=2727&Itemid=1) el 27 de setiembre de 2013.