(Prelatura de Juli, 31 de octubre de 2016) Este último viernes 28 de octubre se concluyó el VI Concurso de Conocimiento de Educación Religiosa, denominado “Año Santo de la Misericordia”. Este evento, que tuvo lugar en las instalaciones de la Casa de Formación de Chucuito, fue organizado por la Oficina Diocesana de Educación Religiosa de la Prelatura de Juli (ODEC-JULI).

Desde su instauración, esta sana competencia es alentada por el obispo prelado de Juli, monseñor José María Ortega Trinidad, quien con sus indicaciones precisas y consejos acertados viene impulsando este desafío apasionante de conocer y profundizar la doctrina revelada por Jesucristo, Dios y Hombre verdadero.

Etapas del concurso. El concurso constó de tres etapas: la etapa escolar, que se realizó en el mes de setiembre; la etapa parroquial, que se efectuó en el mes de octubre, hasta el día 20; y la etapa final, culminada recientemete. La gran final se realizó en el auditorio de la mencionada Casa de Formación. Desde muy temprano, las delegaciones de los diversos colegios de secundaria de las veintidós parroquias y dos cuasi parroquias de todo el ámbito de la prelatura, fueron llegando con los ánimos al tope para este magno acontecimiento.

¿Quiénes participaron? Cabe destacar que asistieron los ochenta alumnos clasificados en la etapa parroquial. Ellos pertenecen a distintos colegios del ámbito urbano y rural de las siete provincias civiles –Chucuito, Yunguyo, El Collao, Huancané, Moho, parte de Puno y Putina- que conforman esta jurisdicción eclesiástica del altiplano peruano. Todos arribaron con las autorizaciones de su respectiva Unidad de Gestión Local (UGEL) y de los directores de cada institución educativa de nivel secundario.

Resultados finales. Se han premiado a los tres primeros puestos de cada grado de educación secundaria, siendo la vigesimal la escala de calificación. La alumna que ocupó el primer puesto entre los concursantes del primer año, con el puntaje de 15.25, fue Leydi Xomara Huanca Cutipa del Colegio “Nuestra Señora del Carmen” de la ciudad de Ilave, perteneciente a la provincia y Ugel de El Collao.

La campeona del segundo año, con 13 puntos, fue la alumna Ángela Guadalupe Sardón Gonzales de la Institución Educativa “Micaela Bastidas” de la Provincia y Ugel de Yunyuyo. Por otra parte, la alumna Yeni Nayeli Paxi Apaza, con el puntaje de 14.75, se llevó el primer puesto del tercer año de secundaria. Ella pertenece al Colegio “José Gálvez” de Yunguyo.

El campeón del cuarto año, 17.50 puntos, fue el alumno Washington Vilcanqui Musaja, del Colegio de Challacollo, distrito de Huacullani de la Provincia de Chucuito, y que pertenece a la Ugel Chucuito-Juli. Los concursantes de quinto de secundaria tuvieron su campeón en la persona de Carlos Antonio Furamamani, con un puntaje de 17.50. Este alumno pertenece al Colegio “José Carlos Mariátegui” que está situado en el capital de la llamada nación aimara, esto es, en Ilave.

El puntaje general salió sumando las notas de todos los concursantes de la etapa parroquial y la etapa final. Y así resultó ganador como Institución Educativa el Colegio de Molino, del distrito de Juli.

Los premios fueron bastantes atractivos: radio parlante para el tercer puesto; una bicicleta para el segundo puesto; y una tablet para el primer puesto.

¿Para qué el concurso? El presente certamen de concurso de religión es una estupenda ayuda para que todos los alumnos de los colegios estatales, principalmente, de la zona aimara de Puno puedan reforzar los conocimientos de nuestra fe católica y puedan conocer los mandamientos y, así, aplicar en sus vidas estos preceptos divinos. De la misma manera, este concurso es una oportunidad para que los participantes puedan profundizar y sean asiduos receptores de los sacramentos, especialmente de la Eucaristía y de la confesión. No menos importante, con estas iniciativas, los alumnos pueden mejorar su relación con Dios a través de la oración y del culto público. Es importante que aprendan a poner en práctica, a través de las obras, la fe católica que profesan.

Importancia del área de religión. El área de religión es fundamental en la formación integral de todos los estudiantes de educación básica regular. En efecto, allí se pone los cimientos y las columnas de toda la formación intelectual, volitiva y operativa de la persona humana.

La religión es la mejor rebelión del hombre que no quiere vivir como bestia sino como hijo de Dios y hermanos de los hombres, pues todos tenemos un mismo creador y padre en Dios todopoderoso.

com_boe177_noticia01